Cómo transferir un dibujo a mano

Escrito por Joy Campbell ; última actualización: February 01, 2018
Una técnica de transferencia puede usarse para aplicarla de un dibujo a un lienzo.

Puedes preservar un dibujo original creando una transferencia. Mucho trabajo va a un solo dibujo y la buena noticia es que hay una forma de crear muchas copias sin usar una copiadora. Duplica tu obra de arte usando transferencias para experimentar con diferentes técnicas de color, textura y estilos de pintura. De esta forma, cualquier trabajo que se haya depositado en el dibujo no se perderá o se arruinará. También puedes utilizar la técnica de transferencia para crear copias múltiples para regalar o vender.

Voltea el dibujo en una superficie limpia. Usando el lado de un lápiz o carbón, frota la parte trasera del dibujo de forma que quede cubierto con mina o carbón.

Coloca el lado cubierto de grafito encima del papel o lienzo en el cual quieres transferir el dibujo.

Usando un objeto afilado como un aguja o un lápiz, cuidadosamente repasa el dibujo de forma que el lado frotado con lápiz lo transferirá al papel.

Levanta el papel y habrá un ligero contorno del dibujo. Repasa el dibujo con un lápiz o pluma para reforzar las líneas.

Borra cualquier exceso de marcas calcadas que podrían haber quedado en el papel.

Consejos

Usa papel de calca en lugar de la obra original trazando sobre la obra y luego frotando con lápiz o carboncillo la parte trasera del papel de calca.

Sobre el autor

Based in southern Florida, Joy Campbell has been professionally writing since 2009. She is the author of "Journal of Ideas: Volume One." Campbell holds a Master of Education with a concentration in instructional technology from the University of South Florida.

Créditos fotográficos

  • Jupiterimages/BananaStock/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article