Cómo hacer un crisol de arcilla de granito

Escrito por Elyse James ; última actualización: February 01, 2018
Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Los fundidores de metal usualmente usan crisoles hechos de metales ferrosos como el acero o el hierro. De todos modos, cuando estos crisoles se exponen al aire directo (usualmente en una hornalla) suelen oxidarse y eventualmente fallan. Para evitar que tus metales se contaminen con un crisol de metal oxidado, debes hacer tu crisol de arcilla de granito para que soporte mejor el calor.

Mezcla tu arcilla de granito. No hay un receta específica para crear arcilla de granito para crisoles ya que todos usan diferentes metales de fundición. Tendrás que hallar tu propia mezcla de grafito, carbonato de silicio, silicio, vidrio y aluminosilicatos. Para un crisol básico, requerirás 30 a 50 por ciento (en peso) de escamas de grafito y 10 a 50 por ciento de carbonato de silicio. Asegúrate de incluir arcilla de alto horno en tu receta para que tu crisol pueda soportar el calor de la hornalla.

Da forma de crisol a la arcilla usando una rueda de alfarería o con tus manos. Una rueda de alfarería le dará una forma más simétrica.

Calienta el crisol por siete horas a 2100ºF y deja que se enfríe toda la noche. No lo glasees.

Calienta el crisol lentamente para evitar que reciba un choque térmico. Cada vez que lo uses tendrás que hacer esto para que no se raje.

Consejos

Crear el crisol perfecto para tus propósitos de trabajo con metal puede llevar mucha prueba y error. Continúa cambiando tu receta de arcilla hasta conseguir la ideal.