Cómo coser muselina

Escrito por Brenda Priddy ; última actualización: February 01, 2018
La muselina fina es ideal para practicar patrones.

La muselina es una tela ligera y fina hecha de algodón, o de algodón y uniones de fibra de poliéster. La muselina raramente se usa para hacer ropa, pero a veces se utiliza para hacer romos de patrones, que los diseñadores de ropa utilizan para ajustar un patrón antes de cortar el objeto de la tela. La muselina también se utiliza para hacer cortinas, manteles y otros objetos simples de tela para uso casero. La muselina es una de las telas más fáciles con las cuales trabajar y requiere herramientas de cosido estándares.

Limpia la muselina en agua caliente, y luego sécala en una secadora para achicarla. La muselina se puede achicar mucho, lo que arruinará prendas si no achicas antes la tela. Luego de secarla, plancha la tela con una plancha caliente para quitar las arrugas.

Utiliza alfileres para añadir las piezas de patrón a la muselina. Puedes también utilizar tiza de sastre para crear el borde de las piezas de patrón.

Corta la tela de muselina con tijeras filosas. Las tijeras embotadas pueden arruinar el tejido suave de la tela y causar que aparezcan cortes.

Utiliza hilo de algodón con la máquina de coser y añade una aguja para máquina de coser 60/8. Las agujas más grandes pueden dañar el tejido de la muselina.

Cose las piezas de muselina juntas lentamente para evitar tirar de la tela. Debido a que la tela es ligera, coser muy rápido puede cortarla o romperla.

Sobre el autor

Brenda Priddy has more than 10 years of crafting and design experience, as well as more than six years of professional writing experience. Her work appears in online publications such as Donna Rae at Home, Five Minutes for Going Green and Daily Mayo. Priddy also writes for Archstone Business Solutions and holds an Associate of Arts in English from McLennan Community College.

Créditos fotográficos

  • Goodshoot/Goodshoot/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article