Los tipos de sedimentos del fondo del mar

Escrito por David Foulds ; última actualización: February 01, 2018
Hay cuatro tipos de sedimentos en el fondo del mar.

El fondo del océano está formado por roca basáltica. La parte superior de esta roca dura es una capa de partículas sueltas de profundidad variable. Este es el sedimento del fondo del mar. Está hecho de materia orgánica e inorgánica originada a partir de una de cuatro fuentes: el mar, la tierra, los organismos muertos, y la atmósfera. Los sedimentos del suelo marino constituyen un hábitat y los nutrientes que necesitan los animales y las plantas de aguas profundas . Los sedimentos pueden ser nombrados según el tamaño o según la fuente.

Tamaño

Los sedimentos pueden ser clasificados por el tamaño de cada grano individual. De menor a mayor, son: arcilla, limo, arena, gránulos, gravilla, piedras y canto rodado. Sin embargo, es más común clasificar los sedimentos según su fuente.

Los sedimentos biogénicos

Los sedimentos biogénicos están formados por partículas de organismos muertos. Los organismos más comunes que se encuentran en estos sedimentos son los de coral, conchas de moluscos y conchas microscópicas del plancton. En las profundidades del mar, la mayoría de los sedimentos biogénicos provienen del plancton muerto, sobre todo de las diatomeas, radiolarios, foraminíferos y cocolitofóridos. Las diatomeas y los radiolarios tienen conchas de sílice; los foraminíferos y los cocolitofóridos tienen conchas de carbonato de calcio. Si el sedimento tiene más de un 30% de sílice, se lo llama lodo de silíceo. Si tiene más de un 30% de carbonato de calcio se lo llama lodo de calizo.

Los sedimentos hidrogenados

Algunos sedimentos se forman directamente a partir de procesos químicos del agua marina. Los sedimentos hidrogenados más comunes son los nódulos de manganeso, las fosforitas y los carbonatos. En las zonas menos profundas, como las plataformas continentales y las islas cercanas, la sal gema, las sales de calcio y los sulfatos pueden asentarse sobre el fondo del océano.

Los sedimentos terrígenos

Las rocas continentales y las partículas pueden ser sopladas desde la tierra por el viento o arrastrados por el agua o el hielo, para ubicarse en el fondo del mar como sedimentos. El barro es un sedimento terrígeno hecho de arcilla y limo. El color de la arcilla proporciona pistas en cuanto a su composición química. La arcilla roja, por ejemplo, es rica en hierro.

Los sedimentos cosmogénicos

Los sedimentos cosmogénicos se originan en la atmósfera o en el espacio profundo. Las partículas de cometas o de otros cuerpos terrestres en el océano y se depositan en el fondo oceánico. Estos son los tipos más raros de sedimentos.

Referencias

  • "Introducción a la Biología Marina"; George Karleskint y col.; 2009

Sobre el autor

David Foulds has been writing on media and science topics since 2005. He holds a B.S. in biology from UC Berkeley, an M.A. in media studies and is pursuing a dual master's degree in biology and English. Foulds also has extensive experience in film production and completed a year of medical school.

Créditos fotográficos

  • Comstock/Comstock/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article