Cómo preparar tu propio fungicida con jabón de cobre

Escrito por Judy Wolfe ; última actualización: February 01, 2018
Plant image by luagpics from Fotolia.com

El sulfato de cobre ha sido utilizado como fungicida con gran éxito para controlar naturalmente varios hongos en los cultivos. Además de eliminar los hongos, también añade cobre al suelo y es un mineral utilizado por los animales domesticados y salvajes. Cuando se mezcla con carbonato de sodio, es muy eficaz para mantener la salud de tu jardín y sus alrededores, y no incluye químicos peligrosos. El sulfato de cobre se puede comprar deshidratado en la mayoría de las ferreterías, y el carbonato de sodio suele estar en la sección de detergentes de muchos supermercados. El sulfato de cobre mezclado con lima produce una mezcla bordó, que también es un fungicida efectivo, pero no incluye jabón como ingrediente.

Prepara las soluciones disolviendo 0.1 kg (0,22 lb) de sulfato de cobre en 5 L (1,14 gal) de agua. Agita o revuelve bien la mezcla para que el sulfato de cobre se disuelva por completo.

Añade 1,25 kg (2,75 lb) de carbonato de sodio en otros 5 L (1,14 gal) de agua, y asegúrate de que se disuelva bien.

Mezcla las dos soluciones, revolviendo mientras viertes la mezcla de carbonato de sodio en la mezcla de sulfato de cobre.

Vierte la mezcla en un rociador plástico para jardín.

Aplica la solución a las plantas cada dos a tres semanas para controlar los hongos nocivos.

Consejos

Esta receta es para preparar una mezcla al 1 por ciento.

Advertencias

Rotula el fungicida claramente para evitar que se utilice accidentalmente para otro propósito, ya que es muy tóxico si se ingiere.

Usa ropa protectora cuando apliques el fungicida de sulfato de cobre para proteger tu piel, ya que el sulfato de cobre es muy corrosivo.