Cómo distinguir un coloide de una solución

Escrito por Derek M. Kwait ; última actualización: February 01, 2018
La opacidad de la leche la hace un coloide.

Las soluciones y los coloides son muy similares. Ambos son líquidos que lucen como una sustancia básica aunque en realidad están hechos de varios componentes. La razón para esto es que ambos son tipos de mezclas homogéneas, lo que significa que sus componentes individuales están mezclados a nivel molecular. Esto también explica por qué ninguno puede ser separado por filtración o dejándolos asentar. La diferencia técnica entre estos líquidos está en que las soluciones tienen tamaños de partículas entre 1 y 2 nanómetros, mientras que los coloides tienen mayores tamaños de partículas, de 2 a 1.000 nanómetros. Esta diferencia hace que las soluciones sean permeables a la luz, mientras que los coloides no lo son.

Deja reposar la sustancia por un periodo de tiempo, para asegurarte de que no se separa. Si se separa después de asentarse, la sustancia es una suspensión.

Vierte una muestra de la sustancia en un recipiente de vidrio transparente.

Sostén el recipiente frente a una fuente de luz. Si puedes ver a través del líquido, incluso si no es perfectamente transparente, es una solución. Si está opaco, es un coloide.

Sobre el autor

Derek M. Kwait has a Bachelor of Arts in English writing from the University of Pittsburgh and has been writing for most of his life in various capacities. He has worked as a staff writer and videographer for the "Jewish Chronicle of Pittsburgh" and also has training writing fiction, nonfiction, stage-plays and screenplays.

Créditos fotográficos

  • Jupiterimages/Photos.com/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article