Cómo hacer cuchillos de metal arrojadizos

Escrito por Richard Toole ; última actualización: February 01, 2018
Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images

En lugar de tirar dardos o usar arcos y flechas, algunos aficionados prefieren lanzar cuchillos. Los cuchillos arrojadizos se utilizan mucho como dardos, generalmente para tirar hacia un blanco en especial. A pesar de que se necesita mucha práctica para el lanzamiento de cuchillos, se han hecho muy populares ya que son muy fáciles de conseguir por internet. Algunos llegan a interesarse tanto por el lanzamiento de cuchillos que comienzan a hacerse sus propios cuchillos arrojadizos. Una vez que aprendes cuál es el tipo de acero, corte y modo de hacer tu propio cuchillo de este tipo, hacerlo es más sencillo de lo que te imaginas.

Elaborar el cuchillo arrojadizo

Dirígete a un negocio de metales que tenga acero inoxidable EN 1.4301 / AISI 304. Pide una pieza del acero inoxidable cortado a 40 x 4 mm, con un 280 ± 0,5 mm de longitud. Solicita piezas adicionales cortadas con el mismo tamaño en caso de que cometas algún error al hacer los cuchillos.

Inicia sesión en Internet. Descarga una plantilla con un modelo de un cuchillo arrojadizo. Hay varios sitios web que ofrecen gratuitamente este tipo de plantillas. Imprime la plantilla y córtala con una tijera bien afilada.

Pega la plantilla de papel en un trozo de cartón duro. Deja que el pegamento se seque y corta la forma de los cuchillos en el cartón (y el papel) con la tijera.

Desarma el tornillo para banco y coloca la pieza de acero en el tornillo de tal modo que la parte ancha mire hacia arriba. Ahora ajusta el tornillo de banco. Coloca la plantilla de cartón del cuchillo arrojadizo en la parte superior de la pieza de acero inoxidable. Pon algo que haga contrapeso en la parte superior para ayudar a sostener el cartón en su lugar. Traza la forma de la plantilla del cuchillo en el acero inoxidable con un marcador permanente. Quita el contrapeso y la plantilla de cartón de la pieza de acero.

Afloja el tornillo de banco y retira la pieza de acero. Envuelve la mitad superior del acero con un trozo de cartón o periódico para evitar que se raye con el tornillo de banco. Coloca la parte posterior de acero en el tornillo de banco en el verticalmente de manera que el contorno de la manija (la mitad inferior) se pueda observar. Ajusta el tornillo de banco.

Instala una cuchilla para cortar metales en una sierra de arco para metales. Corta hacia abajo a lo largo del contorno del acero con el diseño de los cuchillos arrojadizos. Quita el exceso de metal del diseño de los cuchillos con un cincel. Corta a la mitad del contorno del mango con la sierra y luego corta la misma longitud en el otro lado de la manija. Deshazte de la chatarra que sobra.

Afloja el tornillo de banco y ajusta la plantilla de los modelos de los cuchillos arrojadizos de tal modo que la parte superior (las cuchillas) sobresalgan por el extremo. Ajusta el tornillo de banco. Corta el contorno de ambos lados de los cuchillos con la sierra de arco para metales.

Lima los bordes ásperos y mellados de los cuchillos con la lima redonda gruesa y la fina. Asegúrate de que los bordes queden lisos. Inclina el extremo de la cuchilla con la lima de tal modo que tenga un borde cónico.

Envuelve un pedazo de lija de granos finos con un pequeño trozo de madera. Lija el cuchillo arrojadizo por completo tanto en la parte plana como en los bordes. Verifica que no le queden partes ásperas o espinosas a los cuchillos y utiliza la lima y el papel de lija para eliminar lo que sea necesario.

Este artículo fue escrito, editado y revisado exhaustivamente por el equipo de Geniolandia con la finalidad de asegurar que los lectores reciban la mejor y más detallada información posible. Para enviarnos tus inquietudes, ideas o simplemente saber más acerca de Geniolandia, escríbenos aquí.

Créditos fotográficos

  • Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images
Cite this Article A tool to create a citation to reference this article Cite this Article