¿Cómo hacer una costura de hilván?

Escrito por Kathryn Hatter ; última actualización: February 01, 2018
Utiliza puntos de hilván para coser las telas juntas temporalmente.

Cuando necesitas sujetar las capas de tela temporalmente, una puntada de hilván simple hará el trabajo de asegurar el género. Las puntadas de hilván son lo suficientemente grandes como para permitir su fácil extracción, y aun así los puntos pueden efectivamente sostener la tela durante el tiempo que sea necesario. Haz una puntada de hilván simple y uniforme para asegurar tus capas de tela, y cuando ya no las necesites juntas, puedes quitar los puntos fácilmente.

Enhebra la aguja con una longitud de 18 pulgadas (45 cm) de hilo. Mantén el hilo en una sola hebra y ata un nudo en el extremo de este.

Mantén las telas juntas en la posición que las necesites, haciendo bordes y esquinas hasta que sea necesario. Coloca las capas de tejido juntas en una superficie plana de manera que no se muevan.

Inserta la aguja hacia arriba de la parte inferior de las telas en el punto donde deseas comenzar el hilvanado. Tira del hilo completamente hasta que el nudo se detenga en la parte inferior del tejido.

Cose puntos extensos y parejos con la aguja, haciendo cada puntada de entre 1/4 pulgada (0,64 cm) o 1/2 pulgada (1,27 cm) de largo y dejando que la distancia entre los puntos sea de entre 1/4 de pulgada (0,64 cm) o de 1/2 pulgada (1,27 cm). Lleva la aguja hacia arriba y hacia abajo desde el lado superior y el inferior de la tela para hacer los puntos en una longitud uniforme.

Continua hilvanando a lo largo de la tela, haciendo los puntos con una longitud uniforme y espaciada, hasta llegar al final del área que necesitas hilvanar.

Detente con la aguja en la parte inferior de la tela y ata un nudo en el hilo de modo que éste se encuentre al ras contra la parte posterior de la tela.

Sujeta el exceso de hilo con las tijeras.

Retiras las puntadas del hilván recortando los nudos en la parte inferior de la tela. Tira de los puntos hilvanados desde el lado superior del género; el hilo debe salir con facilidad.

Advertencias

No tires y ajustes tanto el hilo mientras lo hilvanas, ya que fruncirás o plegarás más el tejido. Mantén las puntadas lo suficientemente flojas para que el tejido quede plano mientras hilvanas.

Sobre el autor

Kathryn Hatter is a veteran home-school educator, as well as an accomplished gardener, quilter, crocheter, cook, decorator and digital graphics creator. As a regular contributor to Natural News, many of Hatter's Internet publications focus on natural health and parenting. Hatter has also had publication on home improvement websites such as Redbeacon.

Créditos fotográficos

  • Jupiterimages/Polka Dot/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article