Cómo convertir un refrigerador en un congelador

Escrito por Elizabeth Chaplin ; última actualización: February 01, 2018
Ryan McVay/Photodisc/Getty Images

Si tienes en tu casa más de un refrigerador y ningún congelador, intenta convertirlos en un espacio para almacenar helados, carnes y vegetales congelados. Convertir el refrigerador en un congelador es un proceso algo complejo que involucra la instalación de un termostato eléctrico nuevo que permita que la temperatura del refrigerador pueda caer por debajo de los 0 grados centígrados. Será una alternativa económica de obtener un congelador nuevo, además de una alternativa buena para la naturaleza de reutilizar un electrodoméstico viejo.

Ryan McVay/Photodisc/Getty Images

Desconecta tu refrigerador.

Stockbyte/Stockbyte/Getty Images

Remueve el viejo termostato, el sensor electrónico de temperatura o sonda y el botón del termómetro. Utiliza el manual de tu refrigerador para localizar estos ítems.

Ryan McVay/Digital Vision/Getty Images

Localiza el compresor. Es un objeto grande, similar a una caja, que se encuentra junto a las bobinas de la parte posterior del refrigerador.

Ryan McVay/Photodisc/Getty Images

Utiliza el manual para localizar la caja de relés. Estará conectada al compresor en la mayoría de los modelos.

Ryan McVay/Digital Vision/Getty Images

Adhiere los cables del termostato electrónico a la caja de relés. Si la conexión estuviera realizada con tornillos, adhiere el nuevo termostato utilizando un destornillador. De todos modos, debería de haber sólo cables y no tornillos que conecten la caja de relés al compresor. De ser así, corta los cables con un cortacables, junta los extremos finales y realiza la conexión utilizando una tuerca de alambre del tamaño apropiado. Está configuración varía dependiendo de la marca, de modo que deberás consultar el manual de mantenimiento o contactar al proveedor para mayor información.

work image by nutech21 from Fotolia.com

Coloca el sensor de temperatura o sonda a través del agujero del sensor anterior. Asegúrate de que esté conectado de forma correcta para evitar la fuga de aire frío.

work after working image by Igor Nikolayev from Fotolia.com

Configura el termostato por debajo de la temperatura de congelamiento. Quizás debas hacer algunos ajustes hasta alcanzar la temperatura adecuada.

Advertencias

Nunca instales un termostato con el refrigerador conectado; puedes llegar a electrocutarte.