Técnicas para aislar proteínas

Escrito por WilliamHanz ; última actualización: February 01, 2018
Las técnicas de laboratorio para separar proteínas son cada vez más sofisticadas.

Aislamiento de las proteínas es un método de segregación de un único tipo de proteína a partir de un grupo de proteínas que se encuentran en una mezcla. Este proceso es importante en el estudio de la función de la proteína, así como su estructura individual y cómo interactúa con otros nutrientes en el cuerpo. Existen diferentes técnicas de aislamiento de proteínas utilizadas en este proceso y, a través de ellos, las propiedades de la proteína tales como tamaño, físico-química y la afinidad de unión se puede determinar.

Extracción

La extracción es una técnica de aislamiento de proteína en la que el tejido se divide en una solución para obtener la proteína a estudiar. El tejido se somete a procedimientos tales como ciclos de congelación, sonicación, homogeneización, filtración o permeabilización utilizando disolventes orgánicos. Después de que las proteínas solubles han sido separadas de las no solubles, la proteína de interés puede separarse de las membranas celulares y finalmente se extrae el ADN.

Precipitación y solubilización diferencial

La precipitación y solubilización diferencial es una manera rentable de aislar proteínas a granel. Este método utiliza la precipitación con sulfato de amonio, durante el cual se añade al tejido este compuesto de manera creciente con el fin de recoger las diferentes fracciones de la proteína precipitada.

Ultracentrifugación

Otra técnica de aislamiento de proteína es la ultracentrifugación, que utiliza la fuerza centrífuga por medio de un dispositivo de ultracentrífuga para separar partículas de diferentes masas de una mezcla dada. Las partículas presentes en la mezcla se mueven hacia afuera de acuerdo con su masa, con las proteínas menos densas girando más lentamente que las más densas. Cuando se centrifuga el tiempo suficiente, las proteínas se segregan en función de su densidad, ya que permanecen en suspensión en los lugares en los cuales su densidad de flotación se equilibra con la fuerza centrífuga aplicada. Hay dos tipos de técnicas de ultracentrifugación: centrifugación y centrifugación en gradiente de sacarosa.

Cromatografía

También se pueden aislar proteínas por medio de un procedimiento de cromatografía. Una mezcla de proteínas se vierte en una columna rellena de diferentes materiales con los cuales pueden interactuar las proteínas presentes. Las proteínas se detectan de acuerdo al material con el que interactúan así como por su nivel de absorbencia. Existen muchos procedimientos de cromatografía, como exclusión de tamaño, interacción hidrófoba, intercambio iónico, de afinidad, de inmunoafinidad, de unión a metal y cromatografía líquida de alto rendimiento.

Concentración

Una vez terminado el proceso de aislamiento, la proteína separada se somete a un proceso de concentración como liofilización, en el que la proteína se seca y se separa de todas las demás partículas solubles mediante ultrafiltración, donde la solución de proteína se pasa a través de membranas permeables por medio de bombas o centrifugación. Una vez concentrada, la solución de proteína se puede utilizar para el estudio.

Sobre el autor

Hailing from Arizona, William Hanz has been writing on a wide variety of subjects for nearly 2 years. His articles have appeared on several popular websites such as AssociatedContent.com. Hanz attended the University of Arizona majoring in computer science with a minor in English.

Créditos fotográficos

  • Comstock/Comstock/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article