Problemas con un interruptor de la luz

Escrito por Nathan Vickers ; última actualización: February 01, 2018
Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Es irritante cuando entras en una habitación, das vuelta a un interruptor de luz y no pasa nada. Es aún más frustrante cuando no sabes por dónde empezar. Podría ser un problema con el propio interruptor o con el cableado eléctrico de tu casa. Si te encuentras en esta situación, entonces te darás cuenta de que existen algunos problemas comunes con los interruptores de la luz que se pueden diagnosticar fácilmente.

Identificando el problema

Jupiterimages/Comstock/Getty Images

El primer paso es averiguar si realmente existe un problema con el interruptor de la luz. A menos de que haya un aparente problema con el interruptor (presencia de chispas, zumbido o el interruptor caliente al tacto, por ejemplo), el problema podría ser otro. Verifica que todas las bombillas se encuentren funcionando bien y además de bien atornilladas a sus órbitas. En algunos circuitos, una bombilla que se encuentre en mal estado puede cortar el suministro de energía a otras luces de la habitación, con lo que será importante ir revisar en la parte de atrás y verificar.

Revisando los totalizadores

Comstock/Comstock/Getty Images

Si todas las bombillas están bien, desconecta todos los aparatos de la habitación y verifica la caja de fusibles. Intenta dar la vuelta al interruptor de la habitación y revisa si el totalizador cambia de estado para determinar si existe flujo de corriente. Si no estás seguro de qué el totalizador envía corriente en el circuito, ensaya con cada uno de los totalizadores. Si aún así el totalizador no enciende la bombilla, entonces deberás retirar el interruptor de la pared. Si al voltear el totalizador el circuito funciona, entonces esto podría indicar que hay muchos aparatos conectados y que además se encuentran sobrecargando el circuito.

Considera la seguridad ante todo

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Antes de retirar el interruptor de la luz de la pared, desconecta el suministro de energía. Si no sabes cuáles son los interruptores que se encuentran conectados a un determinado circuito, apágalos de uno en uno hasta llegar al totalizador. Ten a mano siempre una pequeña linterna en la oscuridad, ya que es preferible hacerlo a recibir un corrientazo.

Retirando el interruptor

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Una vez que no haya energía en en interruptor, lo podrás retirar de la pared de forma segura. Todo lo que necesitas es un destornillador que en la mayoría de veces es de cabeza plana. Como primera medida, retira la cubierta de la placa aflojando los tornillos de instalación, con lo cual podrás ver el interruptor al interior. Retíralo aflojando los tornillos en la parte superior e inferior de la base. Jala suavemente del interruptor, el cual deberá encontrarse a la derecha de la pared.

Reevisa la conexión

En primer lugar, verifica los cables al interruptor. Con el tiempo, los tornillos que sujetan los cables a su posición podrán aflojarse y corroerse. Los cables y los tornillos de alambre deben estar limpios y en una posición de fácil conexión. Los cables en el interruptor no deben tocar ningún elemento metálico aparte del tornillo.

Revisa el circuito

Jupiterimages/Polka Dot/Getty Images

Si has realizado correctamente la conexión entonces, revisa el circuito. Para este procedimiento requerirás un destornillador, unas pinzas de punta fina, una gorra de alambre y un multímetro. Utiliza este dispositivo para verificar si los cables se encuentran "energizados", o si circula una corriente eléctrica, tocando las puntas de los tornillos en el interruptor. Si no hay energía, afloja los tornillos que sujetan los cables y jálalos suavemente. Enderézalos con las pinzas y luego gíralos utilizando la tapa. Una vez que se encuentren girados, enciende los totalizadores y si se enciende la luz entonces será porque existe un interruptor en mal estado.

Comprando un nuevo interruptor

Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images

Afortunadamente, un nuevo interruptor es barato, en algunas ferreterías lo puedes adquirir por tan sólo US$1. Verifica que el nuevo interruptor sea igual al anterior, ya que algunos interruptores de la luz son más complejos y funcionan en un sistema de circuitos diferentes. Para estar seguro, lleva el interruptor malo a la ferretería y pídele al vendedor que te ayude a escogerlo.

Este artículo fue escrito, editado y revisado exhaustivamente por el equipo de Geniolandia con la finalidad de asegurar que los lectores reciban la mejor y más detallada información posible. Para enviarnos tus inquietudes, ideas o simplemente saber más acerca de Geniolandia, escríbenos aquí.

Créditos fotográficos

  • Jupiterimages/Photos.com/Getty Images
Cite this Article A tool to create a citation to reference this article Cite this Article