Cómo distinguir una turquesa genuina de una falsa

Escrito por Luke Kim ; última actualización: February 01, 2018
Varias pruebas ayudan a determinar si una turquesa es real.

Las piedras turquesas han sido durante mucho tiempo un objeto de deseo para diferentes culturas. Las personas en algunas sociedades creían que la turquesa tenía poderes curativos o cualidades protectoras. Distinguir entre una turquesa genuina y una falsa no es un proceso difícil, pero no puede ser completamente cierto sin una prueba de refractómetro. Si vas a comprar una turquesa pide un certificado de legitimidad de antemano. Esta es la mejor manera de asegurarte de que estás comprando una turquesa genuina.

Observa el color de la piedra. Si la turquesa tiene forma de perla, revisa el interior. Si el interior es blanco entonces es falsa. Presta mucha atención si el color interior es más oscuro que lo usual o si tiene varias inclusiones de color profundo.

Observa la piedra bajo una lupa de joyero, específicamente en las inclusiones de la piedra. Si las inclusiones son mucho más oscuras que el resto de la piedra entonces lo más probable es que sea magnesita teñida.

Busca a través de la lupa por burbujas de aire o pequeñas fracturas. Las burbujas indican que el objeto está hecho de vidrio. Las pequeñas fracturas también pueden indicar que es turquesa sintética o de imitación de vidrio.

Examina si la piedra tiene un patrón de cuadrícula. Si lo ves, puede ser una pieza de amazonita.

Observa la piedra a través del filtro chelsea. Si el color parece ser ligeramente rosa debajo del filtro, la piedra puede ser variscita. Si el color luce como un rosa rojizo entonces puede ser una pieza de howlita teñida.

Pega una aguja caliente eléctrica a la piedra. Si la piedra se raya o emite un olor agrio tienes una réplica probablemente hecha de plástico.

Pasa un hisopo con acetona a través de la superficie de la piedra y luego examina el hisopo con la lupa. Si la apariencia de la superficie ha cambiado, ha sido tratada químicamente o es una réplica.

Consejos

Como prueba definitiva, conduce una prueba de refractómetro con un distribuidor conocido. Esto prueba la magnitud de luz de la piedra. La lectura del refractómetro muestra un índice entre 1,61 y 1,65. Cualquier índice que se aleje demasiado del estándar, es más probable que sea una réplica.

Sobre el autor

Luke Kim started writing in 2008, with work published in magazines such as Korea's "ICON." Kim has written extensively for SEO consultants and has abundant experience with writing in most technical fields. He has a B.A. in English from Northwestern Polytechnic University.

Créditos fotográficos

  • Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article