Los 20 datos más bizarros sobre Andy Warhol

Escrito por Mercedes Rivero ; última actualización: February 01, 2018

Overview

“El arte comercial es mucho mejor que el arte por el arte”. Pensar en la autoría de esta frase, a casi 30 años de la muerte de quien la dijo, parece casi una obviedad. Andy Warhol: el polémico, el comercial, el innovador, el padre del arte pop. El hombre que inmortalizó el rostro de Marilyn Monroe al tiempo que convertía en obra una lata de sopa Campbell. Si bien su vida y su trabajo pueden resultar conocidos, aún queda por descubrir su costado más bizarro.

La peluca blanca

Rubio platinado es poco para el color que Warhol supo lucir. Blanco, del más osado y del más puro. En aquellos años, donde las pelucas no eran lo habitual en los hombres, el más famoso artista plástico de Nueva York innovaba hasta con su falsa cabellera, que escondía una incipiente calvicie. En 1968, fue baleado por una feminista radical. Desde entonces, Warhol decía que su pelo quedó blanco tras el susto por el ataque.

Homosexual y católico

El artista fue uno de los primeros hombres públicos en hablar de su elección sexual. Si bien son innumerables las veces que la Iglesia Católica se pronunció contra la homosexualidad, declarándola incluso a través de sus líderes como una enfermedad, Warhol era un católico practicante. En la iglesia de Saint Vicent Ferrer, en Manhattan, asistía regularmente a las misas.

Studio 54

"El Studio 54 es lo mejor que le ha pasado a Nueva York. Todos los escándalos ayudan a su negocio porque no hay mejor publicidad que la mala publicidad. Si no me crees, ven y echa un vistazo a mis álbumes de fotos", aseguró Warhol. En las imágenes, podían verse travestis, mujeres con los pechos al descubierto y celebridades por doquier. Mick Jagger, Liza Minnelli y Brooke Shields fueron algunas de ellas.

¿Homenaje a la sopa o la sopa lo homenajea a él?

"Campbell's Soup Cans" fue el nombre que Warhol le dio a una de sus obras más emblemáticas, donde la lata de sopa que lo alimentó cada día de su infancia tomó protagonismo. La misma fue realizada en 1962 y es una de las más icónicas del arte pop. Cincuenta años después, la firma Campbell lanzó una edición limitada con etiquetas iguales a una serie de pinturas de Warhol.

La vida nocturna

"Tengo una enfermedad social. Si una noche no salgo de casa, comienzo a propagar rumores entre mis perros". La frase, correspondiente a Andy Warhol, describe en gran parte su modo de vida. Adepto o adicto a las salidas nocturnas, daba el toque de sofisticación a cualquier velada celebrada en Nueva York. La discoteca Studio 54 albergó gran parte de sus noches pero también acudió a innumerables fiestas privadas.

Su fascinación por el antro donde todo podía pasar

Una semana después de la inauguración de Studio 54, Bianca Jagger, ex esposa del líder de los Rolling Stones Mick Jagger, llegaba a la discoteca montada en un caballo blanco para celebrar su cumpleaños número 27. "La clave del éxito de Studio 54 es que era una dictadura en la puerta y una democracia en la pista de baile", sostuvo Warhol, fascinado por ese exclusivo lugar donde los paparazzis tomaban fotos a quienes, a la vez, se ocultaban y se exhibían.

La fan menos pensada: la reina Isabel II

La Casa Real Británica compró cuatro de los retratos de la reina Isabel II pintados por Andy Warhol en 1985: las mismas forman parte de la serie titulada "Reigning Queens". Esta colección, que no fue terminada debido a la sorpresiva muerte del artista, incluía a otras monarcas como Beatriz de Holanda, Margarita de Dinamarca y Ntombi Twala de Sualizanda.

El rey del aforismo

Gran cantidad de las frases de Andy Warhol trascendieron su vida y también su obra. “Cuando yo me miro al espejo, lo único que sé es que no me veo tal como me ven los demás”, dijo el artista. Otras de sus afirmaciones famosas fue: “Quiero ser tan famoso como la reina de Inglaterra”. La frase “nunca leo, veo las imágenes” fue una autodescripción repetida. “Si quieres saber todo sobre Andy Warhol, basta con ver mis pinturas y películas y allí estoy. No hay nada más”, aseguraba el rey del arte pop.

Photoshop antes del Photoshop

Andy Warhol fue un gran cultor de la imagen. Ahora bien, su estilo no era nada tradicional sino más bien algo extravagante. Los autorretratos fueron gran parte de su obra y en ellos se vieron correcciones a las partes físicas que más le disgustaban. A casi 30 años de su muerte, se dice que cuando ahondó en la fotografía fue usuario del Photoshop, antes del Photoshop. Algunos retoques en su pelo y en su nariz fueron los más llamativos.

La imagen

Andy Warhol supo tener más de 300 pelucas. Además de su extravagante pelo, su imagen también fue retocada por cirugías estéticas. Para evitar el paso del tiempo, evidenciado por las arrugas, se sometía a tratamientos con colágeno. Aunque la importancia de su obra ya no puede discutirse, parece que ni siquiera él mismo pretendía pasar a la inmortalidad como un gran artista: “Prefiero ser famoso", dijo alguna vez a un periodista.

La alimentación de un ícono pop

Jordan Crandall entrevistó varias veces a Andy Warhol para la revista Splash entre 1962 y 1987. En las notas, el artista habló entre otras cosas, de su peculiar alimentación. “¿Come comida rápida?”, preguntó el periodista. “No, como rápido la comida”, respondió Warhol. Para no dejar dudas, detalló su desayuno: “Siete cereales, tarta de manzana, veinte pastillas de vitaminas y jugo de zanahoria”.

La vestimenta

En una de los reportajes que Crandall le hizo para Splash, Andy Warhol se refirió a su ropa. A la consulta sobre si era un “comprador compulsivo”, sentenció: “Compro de todo. Pero no me puedo poner cualquier cosa. Lo guardo en el armario”. Y agregó: “Llevo unos pantalones negros de Stephen Sprouse, una camiseta negra, un jersey negro, una camisa negra, una chaqueta negra de piel y unas Adidas”.

Warhol, el novelero

Warhol, que estaba lejos de querer simular ser un intelectual tradicional se confesó adepto a las telenovelas. En un reportaje, aclaró que veía “sólo las que pasan por la noche”. “Los personajes son más ricos. En los culebrones que ponen de día ya no tienen sirvientas. Son gente demasiado normal. Y visten ropa normal”, agregó.

Un día en la vida de Warhol

Extravagante por donde se lo mire, así era Andy Warhol: “Duermo con el televisor encendido. Me despierto dos o tres veces para ir al lavabo. Miro la televisión y me despierto a las siete y media. Sigo mirando la televisión, la MTV. Voy a trabajar a pie. Trabajo hasta las nueve y luego intento ir al cine”. Para más detalles, agregó: “Anoche fui a ver una película que duraba ocho horas pero sólo llegamos a la última hora. Aun así, nos cobraron cuarenta dólares. Fue muy interesante”.

La película de su vida

Sin medias tintas, el padre del arte pop aseguró que, para realizar una buena película que cuente su vida, debería dirigirla Akira Kurosawa. “Para que fuera interesante, tendría que ser una comedia”, dijo Andy Warhol. Y agregó: “Todos vestirían ropa de estilo japonés. Y yo me sentaría y miraría anonadado”.

Latinoamericanos y Warhol

La obra de Andy Warhol representó, casi en su totalidad, a la cultura estadounidense. Sin embargo, cabe destacar que hubo dos latinoamericanos que fueron retratados por el rey del arte pop. El futbolista brasileño Edson Arantes do Nascimento, más conocido como Pelé, fue inmortalizado a fines de los años 70 en una serigrafía. Amalia Lacroze de Fortabat, empresaria argentina, fue retratada por Warhol en el piso que la millonaria tenía en Nueva York en 1980.

El dinero

Si bien muchas veces Andy Warhol fue criticado por intelectuales y colegas que aborrecían lo comercial de su obra y su supuesta carencia de profundidad, al referirse al dinero él no lo consideraba algo importante. Según él, sólo quería "el dinero necesario para pagar los recibos". "El dinero tampoco me quita el sueño, aunque a veces me pregunto donde está. ¡Alguien lo acapara!", sentenció.

La muerte

La muerte fue un tema recurrente entre las preguntas realizadas al artista pop. Warhol sostuvo que su “serie sobre la muerte se dividía en dos partes: la primera, muertes famosas; la segunda, gente de quien nadie había oído hablar”. “No es que no me compadezca de ellos, sino que la gente pasa de largo y les da lo mismo que un desconocido haya muerto, así que pensé que sería un detalle que a esos desconocidos los recordaran quienes no pensarían en ellos", afirmó.

Warhol y Minujín

El encuentro entre el artista norteamericano y su par argentina Marta Minujín se dio en Estados Unidos, en un edificio ubicado a una cuadra del Empire State. Allí, Minujín decidió pagarle la deuda externa argentina en choclos. Un momento artístico inigualable.

Warhol hoy

Eric Shiner, director del Museo Andy Warhol, aseguró que si el padre del arte pop viviera hoy sería un "adicto" a las redes sociales y a los reality shows. Shiner agregó que Warhol estaría "fascinado" con famosos de la talla de Lindsay Lohan, Lady Gaga o las hermanas Kardashian. Al justificar sus afirmaciones, dijo que al artista “le seducía el mundo de los famosos y su lado más oscuro”.

Créditos fotográficos

  • Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article