Cómo grabar nombres en cursiva sobre metal

Escrito por Vera Leigh ; última actualización: February 01, 2018
Puedes grabar letras sobre una lámina metálica con pintura acrílica y cloruro férrico.

La técnica de grabado de metal es utilizada por artistas y quienes trabajan el metal para aplicarle un estampado en relieve al material. El proceso químico desgasta ciertas partes del metal para revelar la superficie del diseño en relieve. Puedes grabar nombres en letra cursiva en láminas metálicas, como cobre, con una técnica simple. Ten en cuenta que este proceso requiere paciencia; debes esperar a que el proceso químico grabe el metal el tiempo suficiente y eso puede llevar varias horas.

Ponte los guantes de goma y las gafas protectoras antes de comenzar a trabajar.

Frota la superficie de la lámina de cobre con el cepillo o la esponja de lana de acero.

Pinta la superficie de una de las caras de la lámina con pintura acrílica. Deja que la pintura se seque.

Cubre la pintura seca con cinta de pintor, que servirá para proteger el metal para que el baño químico no desgaste ese lado de la lámina.

Da vuelta la lámina de cobre. Sumerge un pincel en la pintura acrílica y escribe el nombre con letra cursiva sobre la lámina metálica. Deja que la pintura se seque por completo. La pintura protege la superficie del metal por debajo cuando apliques el baño químico, proceso que va a corroer el metal expuesto y creará un aspecto grabado en relieve.

Vierte el cloruro férrico dentro de un recipiente de plástico; hazlo con cuidado para que no salpique.

Estira un trozo largo de cinta adhesiva de pintor a lo largo del recipiente de plástico; asegúrate de que la cara adhesiva de la cinta esté hacia abajo, hacia el baño de cloruro férrico. Presiona la cara encintada de la lámina de cobre contra la cara adhesiva de la cinta en el recipiente, de manera que la cara metálica con las letras quede hacia abajo, en dirección al baño químico.

Con suavidad, desengancha la cinta de cada lado del recipiente y haz que la lámina de cobre descienda hasta sumergirse en el baño químico. Vuelve a colocar la cinta a los lados del recipiente.

Quítate los guantes y lávate las manos. Deja pasar al menos 3 horas.

Vuelve a ponerte los guantes. Despega la cinta adhesiva a cada lado del recipiente y, con cuidado, levanta la lámina de cobre y sácala del baño de cloruro férrico.

Abre la canilla y enjuaga la lámina de cobre con agua fría.

Frota una bolita de algodón con alcohol isopropílico sobre la superficie de las letras grabadas en relieve sobre el cobre para quitar la pintura.

Lava la superficie metálica con jabón y lana de acero.

Advertencias

El cloruro férrico es una solución salina que puede dañar la piel e irritar los ojos, por eso debes usar guantes y gafas protectoras para el proceso de grabado. Si el cloruro férrico entra en contacto con tu piel, lava la zona de inmediato con agua y jabón; si entra en contacto con tus ojos, enjuágalos de inmediato con mucha cantidad de agua.

Sobre el autor

Vera Leigh has worked as a professional freelance writer since 2008. Her work has appeared in "Learn Overseas" and "Grad Source" magazines. In addition, she received an honorable mention in "Newsweek's" My Turn contest. She has written features for nonprofits focused on literacy, education, genomics and health. In her spare time, Leigh puts her English major to use by tutoring in grammar and composition.

Créditos fotográficos

  • Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article