Cómo explicar el enfoque de un proyecto

Escrito por M.T. Wroblewski ; última actualización: February 01, 2018
Comstock Images/Comstock/Getty Images

Es una realidad en la mayoría de las clases que los estudiantes tienden a amar los proyectos y participar totalmente en ellos o, por el contrario, a desconectar sus cerebros y trabajan en modo de "piloto automático". Sin embargo, el enfoque del proyecto puede impedir que esto último suceda porque exige disciplina y responsabilidad de todos los involucrados, aumentando así el valor educativo de este modo de aprender totalmente aventurero y potencialmente transformador. Como profesor, tu responsabilidad es explicarlo y mantener a los estudiantes en la tarea hasta que se complete el proyecto.

Reúne a los estudiantes fuera del aula, es decir, al aire libre en una mesa de picnic o en unas mantas en una colina cubierta de pasto. Explica que al que igual dieron pasos fuera del aula, están también a punto de salir de su rutina diaria normal al embarcarse en un proyecto en el que participarán todos los estudiantes.

Explica que un proyecto, por definición, requiere una investigación en profundidad de un tema real que complemente una lección en el aula. Pide a los alumnos sus ideas y luego evalúalas según la pertinencia y su adecuación a la edad. Dependiendo del número y la veracidad de las ideas, decide si la clase debe trabajar en un proyecto o ser dividida en grupos para trabajar en varios proyectos a la vez.

Crea una "bolsa de trabajo" que explique el enfoque del proyecto para que resuene con los estudiantes. Asigna a cada uno una tarea; sé tan específico como sea posible. Por ejemplo, si tu proyecto de aula es comenzar un negocio, asigna un estudiante investigar a la competencia y a otros como responsables de la contabilidad, marketing, administración cotidiana y otros menesteres.

Dale a cada estudiante una fecha específica para cada tarea, alentándolos a colaborar con otros para que el negocio que comienza tenga éxito. Determina las consecuencias si las fechas no se cumplen.

Desarrolla un "centro de recursos del equipo" donde los estudiantes se sientan cómodos de recopilar información, discutir ideas, debatir desacuerdos, forjar acuerdos y trabajar como un equipo.

Recuerda periódicamente a los alumnos que todos los buenos proyectos, como todas las buenas historias, tienen un principio, un medio y un final. Por ende, si los estudiantes se atrasan en sus tareas en el centro del proyecto, tendrán que poner en tiempo adicional para asegurar que se completado a tiempo.

Comstock Images/Comstock/Getty Images

Programa un evento significativo culminante en el que el grupo presente su proyecto y cada alumno explique su papel en él. Dale a los estudiantes la libertad de presentar un informe por escrito, dar una presentación verbal o dramatizarlo. El enfoque del proyecto es inherentemente diseñado para mostrar las fortalezas naturales de los estudiantes de modo que puedan aprender tanto como sea posible de un proyecto y habilidades para la vida también.

Este artículo fue escrito, editado y revisado exhaustivamente por el equipo de Geniolandia con la finalidad de asegurar que los lectores reciban la mejor y más detallada información posible. Para enviarnos tus inquietudes, ideas o simplemente saber más acerca de Geniolandia, escríbenos aquí.

Créditos fotográficos

  • Comstock Images/Comstock/Getty Images
Cite this Article A tool to create a citation to reference this article Cite this Article