¿Cómo hacer que una cubierta de libro parezca vieja?

Escrito por Lane Cummings ; última actualización: February 01, 2018
Puedes hacer que un libro totalmente nuevo se parezca a éste.

En ciertas situaciones necesitas hacer que una portada de libro específica parezca vieja, por ejemplo, en una película o en una obra de teatro. No es necesario comprar un kit específico para lograr esto, ya que envejecer la portada de un libro es algo que se puede hacer con materiales de tu casa. Algunas cosas importantes que tienes que recordar es que cuando estás envejeciendo la portada de un libro, los libros envejecen, comienzan a decolorarse, las esquinas de la portada comienzan a desgastarse y los hilos o pegamento que sujetan la portada a la columna vertebral comienzan a desentrañarse o desintegrarse.

¿Cómo hacer que una cubierta de libro parezca vieja?

Prepara media taza de café y ponlo en un vaso de papel.

Prepara media taza de café y ponlo en un vaso de papel. Sumerge el pincel en el café y aplica trazos verticales desde la parte superior a la parte inferior de la portada del libro. Aplica trazos hasta que toda la superficie de la portada y del lomo esté de color marrón. Deja que se seque para darle a la portada un aspecto amarillento o simple descolorido.

Frota un trozo de papel de lija verticalmente a través de la portada.

Frota un trozo de papel de lija verticalmente a través de la portada delantera hasta que tenga una apariencia descolorida y desgastada. Repítelo con la portada trasera. Asegúrate de concentrarte también en los bordes y el lomo de la portada.

Quema las esquinas superior e inferior de la portada con un encendedor.

Mantén la portada del libro sobre un lavabo y quema las esquinas superior e inferior de la portada con un encendedor. Quema una más que la otra, para que no se vean idénticas. Ejecuta el encendedor en el perímetro de todo el libro para que se vea desgastado. Repite los pasos con la portada trasera.

Abre y cierra el libro con fuerza.

Abre y cierra el libro con fuerza, doblándolo de manera que se doble al revés. Repite este movimiento hasta que el lomo del libro esté visiblemente debilitado.

Consejos

Si se trata de un libro de tapa dura, corta los puntos de sutura que veas que conectan la portada con el lomo del libro. Utiliza unas tijeras o una navaja afilada. Espolvorea un puñado de fécula de maíz en la portada y frótala por toda la cubierta delantera y trasera con las manos hasta que quede bien distribuida. Esto le dará un aspecto polvoriento.

Referencias

Sobre el autor

Lane Cummings is originally from New York City. She attended the High School of Performing Arts in dance before receiving her Bachelor of Arts in literature and her Master of Arts in Russian literature at the University of Chicago. She has lived in St. Petersburg, Russia, where she lectured and studied Russian. She began writing professionally in 2004 for the "St. Petersburg Times."

Créditos fotográficos

bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article