Cómo construir una jaula de halcón

Escrito por Rachel Terry ; última actualización: February 01, 2018
Un hogar sano mantiene a tu halcón en las mejores condiciones.

Una jaula de halcón debe proporcionar varias comodidades, incluyendo protección, sano intercambio de aire y una percha. Los halcones deben ser protegidos de posibles depredadores como perros, águilas y coyotes. Necesitan aire fresco, incluso en climas fríos. Las perchas ayudan a que los halcones se sientan seguros y puedan mirar su entorno. Una jaula para un halcón pequeño, como el cernícalo, puede ser medir 3 pies por 3 pies por 3 pies (90 cm por 90 cm por 90 cm), pero para aves más grandes, como el halcón de cola roja, una jaula debería medir cerca de 8 pies por 10 pies por 8 pies (2,40 m por 3 m por 2,40 m).

Realiza cuatro agujeros con una perforadora de suelo.

Realiza cuatro agujeros de 12 pulgadas (30,48 cm) con una perforadora de suelo donde deseas que sean las esquinas de la jaula, e inserta los postes de 4 pulgadas por 4 pulgadas en dichos agujeros. Asegura los postes llenando cualquier espacio extra alrededor de ellos con tierra.

Corta maderas de 2 por 6 pulgadas.

Corta maderas de 2 por 6 pulgadas (5 cm por 15 cm) lo suficientemente largas para que lleguen de un poste de la esquina a otro. Coloca dichas maderas por sus lados de 2 pulgadas a lo largo de los cuatro lados de los postes para formar un cuadrado que esté al nivel del suelo. Asegúralas a los postes con tornillos de 3 pulgadas (7,5 cm) y un taladro eléctrico.

Corta cuatro pedazos más de madera de 2 por 6 pulgadas.

Corta cuatro pedazos más de madera de 2 por 6 pulgadas, del mismo tamaño que las cuatro anteriores. Colócalas en los postes de la misma manera que en el Paso 2, sólo que esta vez debes colocarlas en la parte superior de los postes. Este paso funciona mejor si tienes un amigo o un asistente que te sostenga las maderas mientras las atornillas a los postes.

Necesitarás una escalera para este paso.

Coloca una pieza de metal corrugado o de plástico en la parte superior de la jaula para formar el techo. Perfora agujeros en las esquinas del metal o plástico que coincidan con los cuatro postes verticales. Fija el techo a los postes hundiendo tornillos en los postes a través de los orificios que realizaste. Necesitarás una escalera para este paso. Pídele a un amigo que te la mantenga firme, mientras utilizas el taladro.

Instala un pestillo del lado abierto.

Mide la altura de la jaula de halcón y el ancho de cada uno de los cuatro lados. Usa un alicate para cortar la alambrada de tela metálica para cada uno de los lados. Coloca la tela de cada lado, y asegúrala a los postes y a las maderas de 2 por 6 pulgadas con una pistola de grapas para trabajos pesados o con sujetadores en forma de U. Deja un lado de una pared sin asegurar para que puedas abrirlo y utilizarlo de puerta. Instala un pestillo de este lado abierto para asegurar la pared cuando quieras que la jaula esté cerrada.

Introduce tablillas en la malla de tela metálica.

Introduce los listones de la alambrada de tela metálica a lo largo de al menos dos lados de la jaula. Los halcones disfrutan de un poco de intimidad, y los listones proporcionarán sombra en los días soleados.

Puedes poner trozos de madera o llantas viejas en la jaula para tener una variedad de perchas.

Construye varias perchas para instalar en la jaula. Puedes hacer una percha sencilla a partir de dos macetas de terracota. Pega las partes inferiores de dichas macetas con adhesivo de construcción. Levántalas y llena la maceta superior con gravilla o tierra apisonada. También puedes poner trozos de madera o llantas viejas en la jaula para tener una variedad de perchas que mantengan las patas del halcón en forma.

Un lecho para los halcones incluye gravilla, arena, virutas de madera y paja.

Palea la cama en la jaula, y extiéndela por el suelo. Un lecho adecuado para los halcones incluye gravilla, alfombras de goma, césped de hierba artificial, arena, virutas de madera y paja.

Consejos

Dado que las jaulas de halcón son muy grandes, ten en cuenta cómo se adecuará la tuya al resto de tu patio o propiedad, y sitúala en un lugar donde le sume al paisaje en lugar de restarle. Si es posible, trabaja con estructuras ya existentes. Por ejemplo, podrías sujetar una jaula de halcón a una cubierta existente usando las vigas de soporte de la misma como los laterales de la jaula.

Sobre el autor

Rachel Terry has a Bachelor of Arts in English from Brigham Young University. She has been a freelance writer since 1998, authoring literary study guides, as well as articles and essays.

Créditos fotográficos

  • Jupiterimages/Photos.com/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article