Definición de metales de transición en química

Escrito por William Bronleigh ; última actualización: February 01, 2018
Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images

La tabla periódica de los elementos, introducida por primera vez en 1869, transmite una vasta cantidad de información acerca de varios átomos. Los átomos con características similares se agrupan en varias columnas, tales como los gases nobles. Hay un número de diferentes grupos de metales representados en la tabla periódica. Por lo general, los metales son sustancias bastante reactivas y que conducen la electricidad. Los metales de transición son el grupo más grande de los metales y se encuentran en el centro de la tabla periódica.

Caracaterísticas de los metales

Alrededor de las tres cuartas partes de todos los elementos se consideran metales. Por lo general, los metales conducen la electricidad y se pueden combinar fácilmente en aleaciones. Estos elementos pierden con facilidad uno o algunos electrones para formar iones positivos, lo cual explica parcialmente por qué los metales forman compuestos con elementos no metálicos. Hay otras características que no son compartidas por todos los metales, como el lustre, la dureza y la maleabilidad. Además, los metales suelen tener puntos de fusión muy altos.

Grupos de metales

Hay muchos grupos de metales en la tabla periódica. Empezando por la primera columna de izquierda a derecha se encuentran los metales alcalinos (grupo 1), seguido por los metales alcalinotérreos (grupos 2) y luego los metales de transición (grupos 3-12). Luego de los metales de transición se encuentran otros metales, que forman una escalera a lo largo de los grupos 13-15. A la derecha de los otros metales se encuentran los metaloides o semimetales, elementos que tienen algunas características metálicas y otras no metálicas. Después de los metaloides se encuentran los no metales, tales como el oxígeno y el carbono. El grupo 17 contiene los halógenos, que son altamente reactivos e incluyen el cloro. El grupo 18 contiene los gases nobles inertes, como el neón.

Metales de transición

Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images

Los metales de transición constituyen una gran parte de todos los metales. Algunos ejemplos de metales de transición comunes son la plata. el oro, el cobre, el níquel y el mercurio (que es un líquido a temperatura ambiente).

Características y propiedades de los metales de transición

Estos metales son conocidos por conducir el calor y la electricidad, así como por su maleabilidad y ductilidad. Los metales de transición son únicos en que sus electrones reactivos, conocidos como electrones de valencia, existen en diferentes orbitales electrónicos. Esto puede dar cuenta del hecho de que un metal puede tener más de un estado de oxidación y formar diferentes iones positivos. Por ejemplo, el hierro puede formar fácilmente iones Fe 2+ y Fe 3+. El cobalto, el níquel y el hierro son únicos en que forman campos magnéticos. Los metales de transición se clasifican en base a la cantidad de electrones que tienen en sus orbitales d.

Este artículo fue escrito, editado y revisado exhaustivamente por el equipo de Geniolandia con la finalidad de asegurar que los lectores reciban la mejor y más detallada información posible. Para enviarnos tus inquietudes, ideas o simplemente saber más acerca de Geniolandia, escríbenos aquí.

Créditos fotográficos

  • Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images
Cite this Article A tool to create a citation to reference this article Cite this Article