Cómo hacer xilografías a partir de fotos

Escrito por Clara English ; última actualización: February 01, 2018
La xilografía es una técnica de impresión tradicional.

La xilografía es un proceso de impresión tradicional que data del siglo XV. Para crear una, el artista talla selectivamente un bloque de madera para que algunas áreas tengan relieve y otras no. Cuando se aplica tinta sobre la superficie de la manera y se presiona un papel contra ésta, sólo las áreas elevadas transferirán su tinta. Usando tu foto favorita como modelo, puedes crear tus propias xilografías en casa.

Selecciona una fotografía con alto contraste con foco en el área central. Escanéala en tu computadora. Mantén en mente que las sombras y los detalles sutiles a menudo se pierden al trasladar fotografías a bloques de madera, ya que la imagen entera es reducida a zonas de color plano. Usa un software como Adobe Photoshop o Corel Painter para preparar tus fotos para las xilografías. Si no tienes ninguno de estos programas, puedes descargar GIMP de manera gratuita (ver Recursos).

Abre la imagen en tu programa de edición. Si estás usando Photoshop, selecciona "Imagen", "Ajustes" y luego "Posterizar". En GIMP, haz clic en "Posterizar" bajo el encabezado "Colores". En Painter, selecciona "Efectos" y luego "Control de Superficie" y "Xilografía". Reduce tu imagen a dos colores.

Imprime la fotografía modificada y recórtala a las medidas precisas del tu bloque de madera. Coloca una hoja de papel de copias entre la madera y la imagen. Asegúrala con cinta adhesiva. Encuadra bien el borde del papel con el bloque de madera. Usa un lápiz afilado para trazar las líneas externas del color que deseas imprimir, teniendo en cuenta que el papel aportará el otro color. Remueve la foto modificada y el papel carbónico. Remarca los trazos del lápiz con un marcador fino color negro. Llena éstas áreas con un marcador más grueso.

Coloca el bloque de madera sobre una toalla u otra superficie suave. Haz cortes en las líneas finas de tu dibujo, utilizando un cuchillo para tallar madera angular. Asegúrate de empujar las pequeñas astillas de la madera fuera de los canales que acabas de tallar. Usa una gubia con forma de V para quitar trozos más grandes del dibujo. Recuerda quitar sólo las porciones de la imagen que no has coloreado con marcador. Corta varios trozos de papel de las mismas dimensiones de la madera.

Vierte una pequeña cantidad de tinta para imprimir sobre una paleta de vidrio. Esparce la tinta en un área rectangular utilizando un rodillo. Pasa el rodillo en ambas dimensiones sobre la tinta en la paleta para que ésta se distribuya de forma pareja. Pinta la superficie de tu madera tallada con el rodillo. Coloca cuidadosamente el papel sobre el bloque, asegurándote de que los bordes se alineen de manera precisa. Usa una cuchara o un abridor de hueso para aplicar una presión uniforme al papel. Toma una de las esquinas del papel para verificar si necesitas continuar ejerciendo presión. Quita el papel y deja secar la tinta por completo. Repite el proceso cuantas veces desees.

Consejos

Puedes usar papel de un tamaño mayor que el bloque de madera. Apoya una hoja de papel cuadriculado por debajo del bloque para asegurarte un encuadre perfecto.

Advertencias

Ten mucho cuidado cuando tallas la madera, ya que las herramientas son muy afiladas. Siempre corta lejos de tu cuerpo y nunca ejerzas más presión de la que puedes controlar.

Sobre el autor

Clara English began writing professionally in 2010. She writes for various websites, focusing on topics in fine-art techniques, fashion and gardening. She studied at the Maryland Institute College of Art and is pursuing a Bachelor of Arts in art history at the University of Rochester.

Créditos fotográficos

  • Photos.com/Photos.com/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article