Cómo diagnosticar un problema del sistema de enfriamiento

Escrito por Contributor ; última actualización: February 01, 2018
Diagnosticar un problema del sistema de enfriamiento.

Hay un número de cosas que pueden ir mal con el sistema de enfriamiento del auto, causando que el motor se caliente más de la cuenta. La que sigue es una lista de las cosas que puedes comprobar fácilmente por tu cuenta; además nunca está de más ampliar tu conocimiento sobre autos.

Debes entender que los problemas de sobrecalentamiento pueden ser causados por un nivel bajo de refrigerante, el radiador enchufado, el termostato puede estar atascado u otros problemas del sistema de enfriamiento comunes.

Comprueba el nivel del refrigerante en el tanque de reserva para ver si tienes poco refrigerante (revisa: "Cómo verificar el nivel de refrigerante en tu auto" en los artículos relacionados). Añade refrigerante si es necesario.

Abre la tapa del radiador y mira dentro cuando el motor esté frío.

Llena el radiador con una mezcla de 50/50 de anticongelante y agua, si es que está bajo o vacío, y cierra la tapa.

Comprueba las mangueras superiores e inferiores del radiador, ubicadas en la parte superior e inferior del radiador en la parte trasera y asidas por abrazaderas. Asegúrate de que las mangueras estén fuertemente asidas y que no goteen.

Toca ambas mangueras cuando el motor esté ligeramente caliente y el auto apagado. Ambas deberían estar un poco calientes. Si alguna está fría, podrías tener un termostato atascado.

Utiliza la palma de tu mano para sentir desde afuera del radiador desde arriba hacia abajo, cuando el motor esté ligeramente caliente y el auto apagado. Debería estar caliente al toque uniformemente por todo el radiador. Si hay una sección fría, podrías tener un bloqueo interior en el radiador.

Comprueba debajo de tu auto, inspecciona el radiador y mira alrededor del compartimiento del motor para signos que indiquen goteo del refrigerante. Generalmente es verde, viscoso y de olor dulce.

Si hay un charco de refrigerante debajo de tu auto podría deberse a una falla de la bomba de agua o a un depósito de refrigerante roto.

Visita a tu mecánico si sabes que tienes una fuga pero no la puedes encontrar. Un mecánico puede detectar una pequeña pérdida de refrigerante al presurizar el sistema de enfriamiento.

Consejos

Una correa del ventilador suelta o un ventilador que no esté funcionando puede causar un sobrecalentamiento, aunque haya suficiente refrigerante. Una correa de la bomba de agua suelta o una bomba de agua descompuesta también puede causar sobrecalentamiento, aunque haya suficiente refrigerante. Puedes añadir refrigerante y agua al contenedor de refrigerante plástico cuando el motor esté caliente, pero no en el radiador (excepto en los autos alemanes o suecos, ver Advertencias). El refrigerante es una mezcla de 50/50 de agua y anticongelante. Es mejor mantener esta proporción cuando añades al tanque de refrigerante o al radiador. Los autos fabricados antes de 1970 no tienen un tanque de refrigerante de plástico, debes esperar a que se enfríe el motor antes de añadir fluido. Algunos modelos más viejos tienen una bolsa añadida.

El refrigerante puede gotear dentro del auto, generalmente en el suelo del acompañante, si hay una pérdida en la calefacción central. Cuando la calefacción central se apaga, el parabrisas se empañará desde dentro temporalmente.

Advertencias

Nunca manejes tu auto cuando la aguja del indicador de temperatura en el tablero esté en el área roja; detente y apaga el motor antes de que lo dañes. No abras la tapa del radiador en un auto con un motor caliente o sobrecalentado, el refrigerante está bajo presión y podría escaldarte. Los autos alemanes y suecos tienen un tanque de reserva de refrigerante de plástico que también está presurizado, no lo abras cuando el motor esté caliente. El refrigerante puede herir o matar animales si es ingerido. A los animales los atrae el sabor dulce del refrigerante, así que limpia los restos y no dejes contenedores con refrigerante abiertos cerca de animales.

Sobre el autor

This article was created by a professional writer and edited by experienced copy editors, both qualified members of the Demand Media Studios community. All articles go through an editorial process that includes subject matter guidelines, plagiarism review, fact-checking, and other steps in an effort to provide reliable information.

Créditos fotográficos

  • Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images
bibliography-icon icon for annotation tool Cite this Article